Consejos para optimizar de manera sencilla los posts de tu blog

A la hora de escribir un post para nuestro blog, siempre tenemos en cuenta la calidad del texto, que sea explicativo o que transmita bien lo que queremos explicar. Tener un blog, además de saber escribir y tener una constancia, implica dar a los buscadores información suficiente para que los usuarios nos encuentren. Para ello, es importante estructurar la información de manera que estos buscadores sepan de qué trata nuestro post.

Esta información debe ser lo suficientemente clara y abundante para que si, por ejemplo, busco «Cómo hacer pan en casa», Google, Bing o el resto de buscadores, hagan aparecer nuestro post antes que otros que hablen sobre la misma temática.

Y aunque hay muchísmas técnicas para posicionar nuestro blog y mejorar el SEO de nuestros posts que tienen que ver con la estructura de la web o el código interno, existen una serie de consejos simples que podemos aplicar en el mismo momento de escribirlo y de maquetarlo. Nosotros siempre solemos utilizar estos:

Piensa bien la temática y las palabras clave con las que te quieras posicionar

Muchas veces nos ponemos a escribir impulsivamente sin hacer antes un pequeño ejercicio que es pensar bien la temática de nuestro post y si va a generar interés. Cierto es que si escribimos habitualmente en nuestro blog, podemos combinar posts de temática más personal, en los que no importa tanto el posicionamiento en buscadores, con otros en los que sí estudiemos antes cómo escribirlos para mejorar su SEO. Pensar de qué vamos a hablar ya nos dará una pequeña lista de unas 5-10 palabras clave que deberemos añadir a nuestro post, repartiéndolas en aquellos elementos que más tienen en cuenta los buscadores para posicionar: título, URL texto del post (especialmente el primer párrafo), etiquetas y categoría.

Crea un título pensando en los buscadores

consejos para mejorar el posicionamiento de los posts de nuestro blog

El título es el primer elemento que destaca en un post, tanto para el usuario como para los buscadores. Es allí donde debemos centrar nuestros primeros esfuerzos para sintetizar de qué trata nuestro post, utilizando palabras que ayuden a los buscadores en esta tarea. Una buena técnica es imaginar qué buscaría yo en Google si necesitase la información de la que hablo en este post. Por ello, los títulos que mejor funcionan son aquellos que hacen referencia a cómo hacer ciertos tipos de tareas, consejos o rankings. «Cómo hacer…» «Top 5 de…» o «Los mejores consejos para…» son siempre un seguro a la hora de escoger un título, y también nos ayudan a pensar temáticas para futuros posts.

Redacta un mínimo de 500 palabras

Google, a pesar de ir mejorando en cada actualización de su algoritmo de búsqueda, siempre necesita un mínimo de texto para entender la temática de nuestro post. A medida que vamos escribiendo, y por lo tanto, añadimos más palabras a nuestro post, vamos dando a los buscadores información sobre lo que estamos hablando. Por ello es importante escribir un mínimo de palabras, ya que de otra manera no damos suficiente información y estaremos peor posicionados respecto a nuestros «competidores». Un mínimo de 300 palabras, y mejor si son 500, ya nos servirán para dar a entender la temática de nuestro post, y ayudarán a los buscadores a posicionarla.

Utiliza negritas y diferentes etiquetas de encabezados (H1, H2, H3…)

consejos para mejorar el posicionamiento de los posts de nuestro blog

Además de escoger un título atractivo a los buscadores, es importante «dividir» el post en secciones, añadiendo subtítulos con las etiquetas de encabezados, lo que ayudarán a destacar aquellos elementos que consideramos importantes en nuestro texto. Fíjate por ejemplo en este post, en el que utilizo los subtítulos H2 para estructurar el post, pero también para «ayudar» a Google a entender qué partes considero importantes.

Por otra parte, también debemos destacar aquellas palabras o frases importantes de nuestro post utilizando las negritas. Al igual que cuando decidimos el título, pensemos en qué buscaríamos nosotros en Google si necesitásemos la información de la que trata nuestro post, lo que nos ayudará tanto a ir añadiendo frases de este estilo en el texto, como a destacarlas después utilizando las negritas. De esta manera, le decimos a los buscadores qué parte del texto es especialmente relevante, y le ayudamos a entender mejor la temática de nuestro post.

Sube imágenes optimizadas y correctamente etiquetadas

¿Te has fijado que siempre buscas algo en Google aparecen en los primeros lugares imágenes que son de la temática que estás buscando? Google Imágenes, desde su creación hace ya unos años, se ha convertido en uno de los lugares que mayor volumen de búsquedas genera, y por ello es especialmente importante tener en cuenta qué imágenes subimos al post y cómo las subimos.

Todas las imágenes que subamos a nuestro blog deben ser claras, explicativas de la temática que tratamos, y deben estén correctamente optimizadas y etiquetadas. El primer paso necesario para esta optimización es que estas imágenes no tengan un peso excesivo, ya que esto ralentizaría la carga de la web, algo que Google penaliza y que nos perjudicaría en nuestro objetivo de aparecer en los primeros lugares de búsqueda. Existen sencillas herramientas online como tinyjpg o smalljpg que nos ayudarán a reducir el peso de estas imágenes, comprimiéndolas sin que a nuestros ojos merme la calidad de las mismas. Salvo que seamos una web especializada en fotografía o queramos destacar muy especialmente las imágenes, también podemos reducir sus dimensiones (generalmente entre 1200-1500px de ancho como máximo será suficiente).

Además del peso de las imágenes, es importante que el nombre del archivo no sea el genérico, y las renombremos para posicionarlas. ¿Recordáis la lista de 5-10 palabras clave que os decía antes? Es importante escoger dos o tres para ir renombrando las imágenes que vamos a subir al post. Así, pasamos de «imagen1.jpg» a «receta-pan-casero.jpg», por poner un ejemplo.

Una vez subidas, debemos añadir a estas imágenes más información para que los buscadores sepan de qué tratan, ya que por el momento, no son capaces de saber su temática simplemente por lo que aparece en la imagen. Para ello es sumamente interesante añadir el texto alternativo, explicando que aparece en la imagen, para así ayudar a que puedan ser posicionadas.

Inserta un vídeo del canal de Youtube

consejos para mejorar el posicionamiento de los posts de nuestro blog

Siempre que puedas, insertar un vídeo de tu canal de Youtube ayudará muchísimo a que Google posicione nuestro post, pero también nuestro vídeo. Y esto es porque Google quiere variedad en los contenidos de una web, ya que es algo que al fin y al cabo gusta a los usuarios, y elementos como las imágenes o los vídeos dotan de esta variedad a los posts.

Y siendo Youtube una herramienta propiedad de Google, insertar un vídeo nos ayudará muchísimo en esta tarea. Antes de proceder, es importante tener bien vinculado nuestro canal de Youtube con nuestra web. Después, debemos escoger (o crear) un vídeo que trate sobre la misma temática que el post, y que tenga en su título, descripción y etiquetas palabras clave similares a las del post.

Muchas veces no tendremos este vídeo, ya que se trata de un tipo de contenido más complicado de generar, por lo que podemos optar por herramientas sencillas para crearlos como Quik. Un truco que solemos utilizar nosotros a veces es publicar el post, para posteriormente crear el vídeo en base al guión que ya nos da este post, y que sea más sencillo grabarlo. Después, editamos el post insertando el vídeo y editamos también la descripción del vídeo añadiendo un enlace al post. Esta vinculación entre distintos canales ayudará a posicionar tanto el post como el video, ya que es algo que Google valora muy positivamente.

Inserta enlaces internos a otros posts u otras páginas de tu web relacionadas

Es muy importante también añadir enlaces internos a otros posts u otras páginas relacionadas de nuestra web dentro de nuestros posts. Por una parte, le damos al usuario la posibilidad de conocer otra información útil, lo que se traducirá en una menor tasa de rebote, algo de lo que los blogs se suelen ver especialmente afectados y que Google penaliza. Por otra parte, creamos una estructura interna dentro de nuestra web que los buscadores analizan, y que ayuda no solo a hacerles ver que ese post es interesante, sino a entender gracias a estos enlaces internos la temática de nuestra web, y a posicionar mejor el resto de los contenidos. Tengamos en cuenta, eso sí, que no vale meter enlaces al tun tun, y que deben tener una lógica dentro de la estructura de nuestro post.

Añade etiquetas y categoría

Antes de publicar el post, es importante también añadir las etiquetas necesarias que ayuden todavía más a que Google entienda la temática de nuestro post. Tres o cuatro deberían ser suficientes, tampoco hace falta poner 20, así que elígelas sabiamente y en base a la temática específica de tu post.

En cuanto a la categoría, suele ser más genérica, más relacionada con la temática general de nuestro blog, y es importante que sea diferente a las etiquetas. Por poner un ejemplo, si creo un post que hable sobre Facebook, la categoría debería ser «Redes Sociales» y en las etiquetas pondría «Facebook», pero no «Redes Sociales». Esto crea una jerarquía que ayuda a que los buscadores entiendan la temática del post, y que en caso de poner lo mismo en etiquetas y categoría podría llegar a ser contraproducente.

Comparte el post en tus redes sociales

El último paso, una vez ya publicado el post, es compartirlo en nuestros canales de comunicación (redes sociales, campañas de email marketing…). Esto, además de conseguirnos tráfico, hará que haya enlaces externos a nuestro post. Y si bien muchas de estas Redes Sociales no son tenidas en cuenta en Google a la hora de influir en el posicionamiento, ya que los enlaces que allí publicamos son no-follow, otras como Linkedin o Pinterest sí lo son, lo que ayuda a nuestra estrategia de linkbuilding. También hay que tener en cuenta que nuestros perfiles en Redes Sociales pueden aparecer en los buscadores, y por lo tanto, añadimos otra oportunidad de que nos encuentren.

Bonus: el plugin Yoast SEO

Dentro de toda estrategia de optimización de nuestros posts, hay un gran aliado que, si publicamos desde WordPress, es imprescindible por su utilidad y funciones. Se trata del plugin Yoast SEO, que nos ayudará todavía más a posicionar nuestro contenido, permitiéndonos por ejemplo decidir de qué manera se va a ver nuestro post en Google (título, metadescripción, enlace…), y que nos da consejos para mejorar tanto nuestra escritura como el resto de los apartados de nuestro blog. Tiene la ventaja además de que en su versión gratuita ya nos ayuda considerablemente, y de que se integra perfectamente en WordPress, por lo que es de obligada instalación si tenemos nuestra web hecha con este gestor de contenidos.

Ya para finalizar, debemos tener en cuenta que no siempre será posible añadir todo lo que hemos leído a todos los posts (es especialmente difícil añadir un vídeo por el trabajo que da crearlo), pero sí que debemos conocer todos estos consejos para decidir cuáles aplicar cada vez que vayamos a escribir un post.

Si tienes esto muy claro, seguro que te animas a pensar nuevas temáticas para tu blog y a escribir más a menudo.

¡Ya me contarás!